banner

Hacer un algoritmo es fácil. Unas pocas líneas de código son suficientes. Hay incluso plataformas que te automatizan todo el proceso. Subes los datos, eliges el modelo y obtienes un resultado. Y pagas solo por lo que usas. Lo llaman ‘AutoML’ (auto-machine-learning)

Más difícil es hacer que ese algoritmo funcione en tu empresa. 

Porque un modelo nunca se limita a conseguir unos datos y programar un algoritmo. Ojalá.

Hay que convencer a otros Departamentos para que te den acceso a sus datos.

Involucrar al equipo de negocio y a IT.

Vencer resistencias.

Compartir los avances con todos los participantes.

Re-ajustar el alcance.

Y si no has muerto en el intento, además, tu solución tiene que hacer lo que dijiste que iba hacer. Y que esto se traduzca en un retorno para la empresa. O menos coste, o más ventas o un nuevo flujo de ingresos para la compañía.

Entendido. ¿Pero esto cómo se hace?

En las formaciones sobre Big Data e Inteligencia Artificial, suelen enseñarte los aspectos más técnicos del proyecto: cómo analizar un DataSet, cuáles son los lenguajes de programación, cuáles los diferentes tipos de modelos, etc. Todo correcto. 

Lo que no se suele enseñar es qué hacer una vez que ya tienes el modelo. Porque muchas veces es ahí donde te la juegas. Conseguir modificar un proceso que se hacía de una manera para que utilizando tu modelo se haga mejor. 

En menos tiempo.

Con menos fallos.

Y para eso no hay una receta. Es necesario comprender cada proceso, cada empresa, cada equipo. Como en aquellos libros del “ojo mágico” en los que te quedabas mirando fijamente la figura hasta que por fin aparecía algo. Muy poca gente era capaz de verlo a la primera. Otros nunca lo conseguían.

Lograr un retorno positivo consistente con tus proyectos de Analytics, requiere de práctica, reflexión y aprendizaje. Pero claro, una empresa no hace 25 proyectos de Inteligencia Artificial al año. Imposible saber hacerlo si es tu primer proyecto.

Ahí es donde desde DECIDATA podemos ayudarte. Porque nosotros ya hemos hecho esos 25 proyectos. En sectores como el tuyo. En empresas parecidas a la tuya. 

¿Eso garantiza que tu proyecto vaya a ser un camino de rosas? No. Claro que no.

Pero si voy a iniciar un camino nuevo, mejor ir con alguien que ya lo ha hecho. Y que si surgen dificultades sepa afrontarlas, porque ya lo ha hecho.

Encantados de tener una conversación.

Iñaki Pertusa
Socio en DECIDATA